Mundo Gremial

7 septiembre, 2015

Petinari: Los trabajadores vuelven a ocupar la fábrica

Desalojados por la Policía bonaerense, los trabajadores de la fábrica de acoplados y semirremolques ubicada en el partido de Merlo hacían guardia en la vereda. El jueves 27 reingresaron a la planta con el objetivo de ponerla a funcionar.

Los trabajadores de la fábrica de acoplados y semirremolques ubicada en el partido de Merlo volvieron a tomar pacíficamente las instalaciones. El último 10 de agosto los operarios habían sido desalojados de la planta a partir de una medida judicial ordenada por la patronal y ejecutada por la justicia de Morón, en el marco de un gran despliegue de la Policía de la Provincia de Buenos Aires.

El conflicto se desencadenó por la progresiva precarización que sufrían los obreros metalmecánicos. Los reclamos, en concreto, son por deudas en el pago de salarios, aguinaldo y vacaciones. Además, los dueños argumentan una pésima situación financiera, por lo que los trabajadores temen en el cierre de la fábrica y la pérdida de los 200 puestos laborales.

Más allá del acampe sobre la Ruta Provincial 40 como la ocupación de la fábrica y la puesta en funcionamiento de las instalaciones, los trabajadores tienen otro frente de batalla: el legal. En este sentido, conformaron la cooperativa Acoplados del Oeste que ya tiene reconocimiento provincial y ahora van por el aval nacional. En tanto, exigen la intervención de los distintos funcionarios provinciales para sancionar la expropiación en la Legislatura bonaerense.

De esta manera, el objetivo final es continuar con la producción de acoples y carrocerías pero bajo una organización cooperativista. Pese a los desafíos que implican esa forma de trabajo, los trabajadores confían que es viable y que muchos de los problemas financieros que tenía Petinari se debían a la desidia de la patronal.

Desde el principio del conflicto los trabajadores señalaron el vaciamiento de los dueños de la metalúrgica. Así, hace meses la firma solicitó al Ministerio de Trabajo un procedimiento preventivo de crisis, argumentando problemas financieros. Sin embargo, la cartera laboral no aprobó el pedido y los operarios sostienen que la demanda de trabajo puede variar pero no estaban atravesando una situación terminal.

A través de un comunicado, los obreros afirmaron: “Vale la pena luchar y con los compañeros que tenemos no podemos temer a nada y estamos seguros que lo peor ya paso, queda mucho por recorrer y va a ser difícil, pero tenemos un arma que nos hace invencibles: la unión de los compañeros y contra los obreros de Acoplados del OESTE no va a poder nadie”.

Además, señalan: “Agradecemos a todas las organizaciones, cooperativas, empresas recuperadas, vecinos y vecinas y a todos los que se acercaron hoy nos dan fuerza y aliento para seguir”.

Santiago Lecuna – @santirayado

Si llegaste hasta acá es porque te interesa la información rigurosa, porque valorás tener otra mirada más allá del bombardeo cotidiano de la gran mayoría de los medios. NOTAS Periodismo Popular cuenta con vos para renovarse cada día. Defendé la otra mirada.

Aportá a Notas