Ambiente y Hábitat

29 septiembre, 2021

“Abejazo” contra los agrotóxicos

Apicultores protestaron frente al Congreso nacional para visibilizar cómo el uso de agroquímicos está matando a la población de abejas y poniendo en peligro la producción de alimentos y la biodiversidad.

La Sociedad Argentina de Apicultores (SADA) realizó este martes un “abejazo” y reparto de miel frente al Congreso de la Nación para visibilizar la difícil situación que atraviesan los polinizadores a causa del desarrollo del modelo agroindustrial “basado en el monocultivo transgénico y el uso intensivo de agroquímicos que genera pérdida de la biodiversidad y muerte”.

La medida, que arrancó a las 11.30, tuvo lugar tanto en la Ciudad de Buenos Aires como en distintos puntos del país. 

“Las abejas contribuyen a la diversidad biológica y a multiplicar la vida en la Tierra. Sin embargo, en la Argentina se las mata como efecto colateral de la agroindustria”, explica uno de los volantes de la actividad.

Según datos de 2019, Argentina pierde anualmente un 34% de sus colmenas de abejas, y es el quinto país de América Latina con mayor tasa de mortalidad de estos insectos clave para el ecosistema, con servicios esenciales como la polinización de alimentos.

“Estamos mostrando a la sociedad cuál es el futuro incierto que tenemos como productores apícolas, y cuál es el futuro incierto que tienen las abejas con el tipo de agricultura que se está utilizando e implementando”, dijo Santiago Carnevale, miembro de la comisión directiva de SADA.

“El riego son los agrotóxicos, que son pesticidas e insecticidas que están matando a las colmenas, a las abejas y diezmando nuestras producción”, añadió Carnevale. Y aseveró: “El 70 por ciento de los alimentos del agro está polinizado por las abejas. Si no estuvieran las abejas, no tendríamos semejante cantidad”. 

Además, advirtió que “se calcula que la producción de miel disminuyó un 30 por ciento, y es cada vez más a medida que avanza el tiempo”. “No somos muchos en el mercado de la miel. Nos guiamos por lo que marca el Registro Nacional de Productores Apícolas. El número disminuyó bastante en los últimos diez años”, agregó.

También indicó que este tipo de agrotóxicos daña la salud porque “estamos alimentándonos con los productos que se cultivan y estas consumiendo, de alguna manera, el veneno que están tirando en el campo”.

Los polinizadores, en especial las abejas, cumplen una función esencial para producir frutas, verduras y carne, explicaron desde SADA. En este sentido, la mayor parte de las frutas y verduras que consumen los seres humanos, como así también las oleaginosas y algunos cereales, dependen de la polinización.

También las abejas contribuyen a la diversidad biológica y mientras polinizan producen en sus colmenas, en forma natural, mieles diversas, polen, cera, propóleos y a partir de ello creamos un sinnúmero de subproductos para alimentarnos, cuidarnos y prevenir enfermedades. 

A su vez,  las más de 25.000 especies existentes están involucradas en la polinización de alrededor del 50% al 80% de las especies en diferentes biomas, así como más del 70% de los cultivos agrícolas.

Si llegaste hasta acá es porque te interesa la información rigurosa, porque valorás tener otra mirada más allá del bombardeo cotidiano de la gran mayoría de los medios. NOTAS Periodismo Popular cuenta con vos para renovarse cada día. Defendé la otra mirada.

Aportá a Notas