Ambiente y Hábitat

26 septiembre, 2021

Larreta y los espacios verdes fantasmas

La Ciudad de Buenos Aires padece un déficit crónico de espacios verdes. El gobierno porteño afirma que construyó «nuevos espacios verdes» en un listado que incluye canteros y macetas.

“Sumamos 110 hectáreas de parques nuevos”, aseguró la semana pasada el jefe de Gobierno porteño en declaraciones televisivas. Rápidamente sus dichos fueron desmentidos y se desató la polémica cuando la Dirección General de Comunicación de la Ciudad compartió un listado de nuevos espacio verdes donde se incluyen canteros, maceteros derivadores de tránsito y hasta un “tótem vertical”. En ese sentido, hay 31 hectáreas sin determinar, más canteros y bulevares, espacios que no son considerados “parques”.

“El Jefe de Gobierno porteño había prometido abrir 110 hectáreas, que aparecen como terminadas en la página oficial, pero apenas realizaron 31. Ellos cuentan parques, plazas, plazoletas, canteros y cuando habla de jardines son los bordes de la general Paz”, sostuvo a Tiempo Argentino la legisladora porteña Claudia Neira.

A su vez, 21 de los 43 nuevos espacios que el gobierno de la Ciudad afirma haber inaugurado, tienen menos de media hectárea de extensión, el mínimo que el Manual de Diseño Urbano de la Ciudad, vigente desde 2015.

En el distrito porteño hay 5 metros cuadrados de espacio verde por habitante -cuando la OMS recomienda entre 10 y 12-. En Nueva York, por ejemplo, el promedio es de 13 metros cuadrados.

En tanto que más de 350 mil porteños viven lejos de una plaza. Esta situación impacta distinto según el estrato socioeconómico: el 25% de la población de menores recursos carece de acceso a espacios verdes, mientras que solo el 4% de las personas de mayores ingresos padecen el mismo problema.

Según las propias cifras del Ministerio de Ambiente y Espacio Público, la superficie de espacios verdes por habitante se mantuvo igual entre 2006 y 2018 e incluso disminuyó en cinco comunas. Las Comunas 3 (Balvanera y San Cristóbal) y 5 (Boedo y Almagro) son las que presentan un mayor déficit de espacios verdes. En la Ciudad conviven comunas con 20 o 40 centímetros cuadrados de espacios verdes por habitante, como la 3 y la 5, con otras con 18 y 14 metros, como la 1 y la 8.

La presencia de espacios verdes tiene que ver directamente con la contaminación ambiental, al funcionar como reguladores de la temperatura, del dióxido de carbono en el aire, de la polución, del ruido, entre otras cosas, que implican gran importancia para la salud física; y también representan un lugar de paseo, de ocio, previniendo enfermedades relacionadas con el estrés.

Si llegaste hasta acá es porque te interesa la información rigurosa, porque valorás tener otra mirada más allá del bombardeo cotidiano de la gran mayoría de los medios. NOTAS Periodismo Popular cuenta con vos para renovarse cada día. Defendé la otra mirada.

Aportá a Notas