Educación y Ciencia

2 octubre, 2020

Los profesorados siguen resistiendo al avance de la UNICABA

Violando el acuerdo de coexistencia, el Gobierno de la Ciudad pretende que la Universidad cuente con la carrera de educación primaria, paralelizando el trabajo de los Institutos Superiores de Formación Docente.

El gobierno de Horacio Rodríguez Larreta, en conjunto con la ministra de Educación porteña, Soledad Acuña, continúan atentando contra los 29 Institutos Superiores de Formación Docente existentes en la Ciudad de Buenos Aires. Desde el año 2017, cuando se presentó el proyecto de la UNICABA, que los profesorados resisten a los constantes ataques del gobierno porteño, el cual intenta monopolizar la formación docente en una Universidad creada a medida de sus intereses políticos. 

“Ese proyecto de Ley presentado en el 2017 presentó la intención de cerrar los 29 Institutos de Formación Docente en CABA, y gracias a la lucha de un año entero de estar en las calles, y de llevar adelante diferentes medidas, se logró que se modificara y se planteara una coexistencia entre ambos formatos”, recordó Naara Maddonni, presidenta del Centro de Estudiantes del Profesorado Normal 1, en diálogo con Notas. 

Dentro del contexto de la pandemia del coronavirus, Larreta y Acuña aprovecharon que las medidas de fuerza que se puedan impulsar desde las comunidades educativas son limitadas, y avanzaron con distintas resoluciones que perjudican a la coexistencia de la Universidad con los profesorados. 

Una de las propuestas que impulsaron desde la UNICABA es la creación de la carrera de formación docente para educación primaria, paralelizando el trabajo histórico de los profesorados de la Ciudad. Esta información trascendió luego de que se llevara a cabo una reunión entre los y las rectoras de los profesorados, en conjunto con el directivo de la UNICABA, donde se presentaron los ciclos de complementación curricular. La oferta de estas carreras es, según ellos, para probar otro tipo de formación docente.

En palabras de Naara, con esta decisión no sólo paralelizan las carreras, sino que “habla de que quieren tener autonomía para plantear otro tipo de educación para la Ciudad”. “Atacar a la formación docente es estar pensando en un proyecto político y educativo amplio que, en particular, se inserta en un paquete de medidas relacionadas a la política educativa que generan un nuevo paradigma educativo”, agregó.

Con este paquete de medidas -en las cuales también figura la Secundaria del Futuro-, lo que busca el gobierno porteño es reformar la educación. “Lo que hace es plantear una nueva ética de la educación, donde es mucho más tecnocrática, y existe una reducción de los cargos docentes importantes”, acotó Naara. 

Por otro lado, la presidenta del Centro de Estudiantes destacó: “Esta nueva Universidad se plantea como autónoma, porque las Universidades lo son, y aún así la respuesta que dieron, por ejemplo, a la conformación de esta nueva carrera en educación primaria, es que la abrieron porque fue un pedido específico del Ministerio de Educación”.

En ese sentido, cabe preguntarse cuál es el nivel de autonomía que maneja la nueva Universidad que, tal como lo explicó Naara, “está armada por un capricho, que obviamente tiene un trasfondo mucho más profundo, por parte del Gobierno de la Ciudad”.

Aunque todavía la propuesta no fue presentada formalmente -para la creación de una carrera tiene que haber una presentación en el INFoD con determinada cantidad de carga horaria, y eso todavía no se hizo-, los 29 profesorados organizados permanecen en estado de alerta. “Seguiremos en la lucha defendiendo nuestra educación, defendiendo la formación docente, pero sobre todo teniendo en claro que el proyecto político educativo de Cambiemos no es el nuestro”, concluyó Naara Maddonni.

Si llegaste hasta acá es porque te interesa la información rigurosa, porque valorás tener otra mirada más allá del bombardeo cotidiano de la gran mayoría de los medios. NOTAS Periodismo Popular cuenta con vos para renovarse cada día. Defendé la otra mirada.

Aportá a Notas