Derechos Humanos

20 agosto, 2014

Se autorizó el análisis de ADN para el posible hijo de Marita Verón

Finalmente la Cámara Federal de Apelaciones de la provincia de Córdoba confirmó que en los próximos días se podría realizar el análisis de ADN del chico que podría ser hijo de Marita Verón.

Finalmente la Cámara Federal de Apelaciones de la provincia de Córdoba confirmó que en los próximos días se podría realizar el análisis de ADN del chico que podría ser hijo de Marita Verón.

Luego de una larga serie de idas y vueltas judiciales, este miércoles la Justicia federal de Córdoba confirmó que en los próximos días se cortejarían las muestras ya tomadas a un menor de 14 años de la localidad de Alta Gracia para confirmar si es hijo de Marita Verón, la joven tucumana desaparecida en 2002.

Las investigaciones para establecer fehacientemente la identidad del menor se inician a instancias de Susana Trimarco, madre de Marita y creadora de la Fundación María de los Ángeles contra la trata de mujeres, quien fuera alertada acerca de esta posibilidad por un llamado. La madre adoptiva del menor en cuestión y de otros 5 niños también inscriptos con “papeles falsos y documentación apócrifa”, habría estado casada hace algunos años con Gonzalo “Chenguita” Gómez, hermano mellizo de José Fernando “Chenga” Gómez, condenados en diciembre pasado a 22 años de prisión por regentear una red de trata en el juicio que investiga la desaparición de Marita Verón.

La madre adoptiva del menor sostiene que el mismo no tiene filiación con Marita, pero no se opone a que se realicen los estudios de ADN. La mujer, por el momento sólo conocida como “Paola”, sostiene que el niño le fue entregado a los tres meses de edad por Irma “Liliana” Medina, madre de los hermanos Gómez y regenteadora de varios prostíbulos de La Rioja, por los que se supone que pudo haber pasado la hija de Susana Trimarco. Medina murió en febrero pasado, antes de ser condenada por el caso Verón.

La defensora oficial del menor, Mercedes Crespi, había interpuesto un recurso de amparo calificando al procedimiento de “prematuro” e “infundado”: “Primero hay que investigar. No se puede dudar así nomás de la identidad de un niño con nada, porque eso es lo que hay en el expediente”. Cuando el juez de la causa, Alejandro Sánchez Fretes, rechazó el amparo, Crespi se dirigió a la Cámara de Apelaciones provincial.

Sin embargo, en el día de la fecha los jueces de la Cámara, con voto dividido, confirmaron lo actuado por el juez Sánchez Fretes y dieron vía libre para la realización del estudio de ADN que intentará establecer la identidad del menor y confirmar si existe vínculo genético con Marita Verón. El primer paso del proceso será cruzar las muestras, ya extraídas el pasado viernes, de la madre adoptiva y del menor y, en caso de que los resultados sean negativos, se procederá cotejar las del joven con las muestras aportadas por Susana Trimarco.

Si llegaste hasta acá es porque te interesa la información rigurosa, porque valorás tener otra mirada más allá del bombardeo cotidiano de la gran mayoría de los medios. NOTAS Periodismo Popular cuenta con vos para renovarse cada día. Defendé la otra mirada.

Aportá a Notas