Nacionales

17 junio, 2014

Fueron liberados los detenidos en Córdoba

Este lunes fueron liberadas las cuatro personas que permanecían en un penal de máxima seguridad de Córdoba tras ser detenidas por la policía provincial la semana pasada en una manifestación contra Monsanto.

Este lunes fueron liberadas las cuatro personas que permanecían en un penal de máxima seguridad de Córdoba tras ser detenidas por la policía provincial la semana pasada en una manifestación contra Monsanto.

La semana pasada la Provincia de Córdoba aprobó una ley denominada de “convivencia ambiental” pero que es denunciada por organizaciones sociales por favorecer la instalación de la empresa Monsanto en la provincia. Puntualmente la planta en Malvinas Argentinas que es resistida desde hace meses por los vecinos debido al daño ambiental que puede generar.

En ese marco, el día miércoles, la ley fue aprobada mientras la policía reprimía a los manifestantes que se movilizaron contra la nueva legislación. Allí fueron detenidas 26 personas de las cuales 22 fueron liberadas rápidamente. Sin embargo cuatro permanecieron detenidas hasta este lunes en un penal de máxima seguridad.

“Una vez que se votó la ley, la policía comenzó a reprimir. Primero lo hizo de manera salvaje e indiscriminada. Detuvo a 26 personas dentro de las cuales había manifestantes pero también transeúntes. Y luego comenzó una suerte de persecución de duró varias cuadras”, comentó Itai Hagman, dirigente de Marea Popular, en diálogo con Notas. “Empiezan a perseguir a los manifestantes y siguen deteniendo. Fue un accionar absolutamente premeditado de la policía, entendemos, bajo las ordenes del gobierno provincial”, agregó.

Hagman formó parte junto a otros dirigentes de organizaciones sociales, políticas y de Derechos Humanos, de una conferencia de prensa durante la mañana del lunes para exigir la liberación de los detenidos.

“Uno de ellos, Juan Tevez, es compañero nuestro. No estaba en el momento de los enfrentamientos en la legislatura y fue detenido en las inmediaciones de la Facultad de Arquitectura de la Universidad Nacional de Córdoba en la cacería que hizo la policía”, remarcó Hagman.

Por su parte, Federico Occhionero, militante del Frente Popular Darío Santillán – Corriente Nacional en Córdoba completó: “En la legislatura, tipo cuatro de la tarde del miércoles, antes de que sea la aprobación de la ley hubo una concentración. La policía reprimió y Juan todavía no había llegado al lugar. Cuando estábamos desconcentrando salen a hacer una caza de brujas y ahí levantan a los 26”.

Occhionero comentó que entre los 26 detenidos había una persona que “estaba saliendo de la farmacia de comprar medicamentos porque tiene discapacidad. Lo llevaron y le pegaron. Ahora esta persona le presentó una causa a la policía por maltratos y secuestro”.

Ahora bien, 22 de los detenidos fueron liberados con el correr de las horas pero otros cuatro quedaron en prisión.

Para Hagman “se está produciendo una situación muy irregular porque a Juan y a los otros tres detenidos les están armando una causa con pruebas plantadas por la propia policía”.

“La situación es que hay cuatro con una causa de lesiones leves a la policía y disturbios en la vía pública. Esta es una causa más grave que la de los otros 22 que quedaron detenidos que era de resistencia a la autoridad solamente”, explicó Occhionero quien agregó: “La causa en particular que le arman a estos cuatro se argumenta con declaraciones de la policía que les plantaron pruebas en la mochila a los compañeros. Yo llegué con Juan y él no tenía nada en la mochila, pero la cana le trajo al fiscal pruebas de una barreta, piedras”.

Consultado sobre cuáles son los sectores políticos alineados con esta política Occhionero destacó que “el radicalismo, el delasotismo [por el gobernador Juan Manuel De la Sota] y una línea del gobierno a favor de Monsanto está jugando de conjunto. Por lo menos a nivel de la ley. Después hacia la cuestión más de la criminalización de la protesta y la situación de estos compañeros si actores políticos más progresistas se despegaron del gobierno provincial de De la Sota”.

Sin embargo dijo que “lo que se nota es un aumento de la criminalización de la protesta por parte de la policía de Córdoba”. Toda esta complicidad policial, judicial y gubernamental tiene su apoyo en los medios de comunicación. Es así que “el diario más grande, que es La Voz del Interior, desde el miércoles hasta ahora lo que viene es impulsando un discurso sobre los violentos que vienen de Buenos Aires y generan disturbios en la ciudad. Sacando de eje la represión y sobre todo lo político que es la instalación de Monsanto”, explicó el militante cordobés.

Por su parte, Hagman analizó que hay “una maniobra del gobierno de la provincia” respecto a la ley y esto se debe a que “por un lado tenemos una planta de Monsanto en la localidad de Malvinas Argentinas cuyos vecinos se vienen manifestando en contra por el efecto ambiental”.

Sin embargo esta ley “lo que da es un marco mucho más amplio donde mezcla muchos puntos distintos, incluso algunos interesantes. Pero en todo ese paquete mete un punto que es un cambio en el Código de Ordenamiento Urbano a partir del cual en una zona como Malvinas Argentinas (que es una zona residencial donde no está permitida la instalación de una fábrica como la de Monsanto) ahora va a estar permitido”.

Hecha la ley, hecha la planta.

 

Si llegaste hasta acá es porque te interesa la información rigurosa, porque valorás tener otra mirada más allá del bombardeo cotidiano de la gran mayoría de los medios. NOTAS Periodismo Popular cuenta con vos para renovarse cada día. Defendé la otra mirada.

Aportá a Notas