Deportes

1 abril, 2014

Manu va por otro anillo

Los San Antonio Spurs de Ginóbili pasaron por arriba a los Indiana Pacers de Luis Scola (103-77) y llegaron a su 18ª victoria consecutiva. De esta manera, continúan con el mejor récord de la NBA y sueñan con un nuevo título.

Los San Antonio Spurs de Ginóbili pasaron por arriba a los Indiana Pacers de Luis Scola (103-77) y llegaron a su 18ª victoria consecutiva. De esta manera, continúan con el mejor récord de la NBA y sueñan con un nuevo título.

 

El duelo teóricamente prometía y mucho. El mejor récord de la Conferencia Oeste contra el líder del Este. Para nuestro país, más aún. De un lado, Emanuel Ginóbili, y del otro, Luis Scola. Pero no hubo equivalencia en este posible anticipo de una final de NBA.

Claro, los Spurs llegaron en su mejor momento. Con el triunfo por 26 puntos de diferencia sobre los Pacers alcanzaron las 18 victorias al hilo, récord de la franquicia. Mientras que el equipo de Indianápolis perdió con éste 6 de los últimos 8 y no logra salir de su bajón de rendimiento, que ya le costó perder el Nº1 del Este frente al campeón Miami Heat.

A los muchachos de Gregg Popovich siempre se los da por muertos por su veteranía. Ya ocurrió el año pasado, y finalmente se quedaron a un segundo de sumar un nuevo título, que un triple milagroso de Ray Allen impidió en el sexto partido de las finales con Miami. Ahora, después de un comienzo con algunas dudas, en el marco de la híper competitiva Conferencia del oeste, ya tomaron una distancia casi definitoria con respecto al segundo, Oklahoma City Thunder, a falta de apenas ocho partidos para el final de la temporada regular.

El partido no resiste mayor análisis. Basta decir que entre el final del primer cuarto y el comienzo del segundo, una racha de 15-0 le permitió a los texanos tomar una ventaja que se volvió irremontable (32-15), que luego manejaron haciendo uso de la rotación que tan buenos dividendos le da a «Pop». Por su parte, los Pacers ya ni siquiera pueden hacerse fuertes en su propio estadio, el Bankers Life Fieldhouse, lugar que fue durante buena parte del año inexpugnable para aquel que lo visitara.

Ginóbili, muy cómodo en su papel de sexto hombre, tuvo un aporte discreto durante los 17 minutos que estuvo en cancha: 6 puntos, 2 rebotes, 2 asistencias y 2 robos. Por su parte Scola sigue teniendo problemas con su tiro (anotó 1 de 6 de cancha) y finalizó con 2 puntos, 3 asistencias y 1 rebote en 15 minutos.

Si llegaste hasta acá es porque te interesa la información rigurosa, porque valorás tener otra mirada más allá del bombardeo cotidiano de la gran mayoría de los medios. NOTAS Periodismo Popular cuenta con vos para renovarse cada día. Defendé la otra mirada.

Aportá a Notas